Afammer Almagro apuesta por el deporte frente a la violencia de género

La psicóloga Inmaculada Roldán abrió las intervenciones para aportar su visión profesional con una explicación apoyada en una presentación audiovisual, en la que mostró cómo se siente una mujer maltratada y cuál puede ser su perfil, pasando a exponer de qué manera el deporte puede ayudar a salir de esa situación. Posteriormente se abrió el debate con tres deportistas locales de generaciones bien distintas, la tenista Mercedes Cruz, la nadadora Ana Díaz y la atleta Gemma Arenas. Ellas contaron sus experiencias, analizaron el cambio sufrido en el deporte femenino a lo largo de las últimas décadas y animaron a las mujeres maltratadas a practicar algún deporte.

A su llegada al Hotel Retiro del Maestre, los asistentes recibieron un lazo morado como signo de la lucha contra la violencia de género. Al finalizar el coloquio Afammer Almagro ofreció la degustación de unos dulces para continuar con la conversación.