Jueves, 24 Octubre 2019
A+ R A-

Hemeroteca Años

El Consorcio RSU no comprende las movilizaciones anunciadas cuando “El diálogo siempre estuvo abierto y hay convenio vigente hasta final de 2013”

 

No entienden los representantes del Consejo de Administración de RSU la concentración convocada para este domingo, cuando “siempre se dialoga y se escuchan las reivindicaciones”, dejando claro en primer lugar que “el Consorcio público tiene entidad jurídica y autonomía propia para administrarse, tomándose todas las decisiones por acuerdos de los representantes de 92 municipios y de la Diputación, en el Consejo de Administración y en la Asamblea”.

Nada de despilfarro y la subida del 5% se debe a IPC e IVA principalmente

Por tanto entiende Peláez que la afirmación publicada en algún medio de “despilfarro en la Diputación aparte de no ser cierta, no viene a cuento de las decisiones que tome el Consorcio de Residuos Sólidos Urbanos de Ciudad Real”. El presidente no comprende la movilización que han convocado los sindicatos cuando hay un convenio colectivo vigente hasta el 31 de diciembre de 2013. Y desmintió que él hubiera afirmado como dicen los sindicatos, que el incremento de tasas del 5% fuera exclusivamente  por gastos de personal, sino que se indicó en su día que “esta subida era para equilibrar el presupuesto y obedece principalmente a la subida del IPC y del IVA, además de otros factores como subidas de luz, de gasoil, etc.”

Y añadía como “desde la empresa creemos que no hay razones objetivas para hacer una concentración de estas características, y ojalá y me equivoque y esto no obedezca a una estrategia premeditada de cara a las elecciones sindicales del próximo abril”. Para el presidente del RSU resulta incomprensible esta respuesta sindical, “cuando tenemos una empresa de cerca de 300 trabajadores cuyo objetivo principal por parte de la empresa, no es otro que salvaguardar los derechos de nuestros trabajadores y garantizar la viabilidad de la empresa pública RSUSA de la cual dependen, como no puede ser de otra forma”.

Los representantes del Consorcio RSU, están “sorprendidos por este tipo de reacciones y manifestaciones cuando los resultados económicos del 2012 son muy positivos, tanto en el balance como en la liquidación, con resultados satisfactorios. Por lo tanto, no hay motivo para preocuparse por la garantía de las nóminas de los trabajadores”. Nicasio Peláez aclaró que no es cierto que se pierdan derechos laborales, ni que pierda calidad el empleo público en el Consorcio. RSUSA es la primera en cumplir con los derechos laborales: de modo que en la actualidad los casi 300 trabajadores perciben sus nóminas en tiempo y forma. Además de acuerdo con el Convenio vigente, “se perciben 3 pagas extras durante todo el año. En los últimos 9 años el incremento salarial reconocido siempre estuvo por encima del IPC, siendo casi de un 17% por encima del mismo, en los últimos años. En el 2011 se regularizó el IPC y se abonó en 2012”.

Explicaba como la congelación salarial de este año es de obligado cumplimiento para todas las  empresas públicas al igual que ocurre con el resto de funcionarios. Y apuntaba como el tema de los asuntos propios, con el nuevo convenio se incrementa en uno más subiendo a 12 dias, frente a los 3 dias del resto de funcionarios públicos, eliminándose la posibilidad de cobrarlos si no se disfrutan. Para Nicasio Peláez “es falso que haya habido una reducción de un 24% en los salarios de algunos trabajadores de ciertos niveles de la empresa. Se está aplicando el mismo porcentaje estipulado a nivel nacional para empresas públicas, siendo sólo del 7%” en el pasado 2012, derivado de la eliminación de la catorceava parte establecida por el Gobierno.

Sobre recogida domingos y festivos

Sobre el tema de la solicitud de eliminación de domingos y festivos, por parte de dos (Ciudad Real y Miguelturra) de los únicos cuatro ayuntamientos que dan el servicio, de los 92 consorciados,  en esta situación económica difícil en la que nos encontramos, esto no afecta al conjunto de los municipios. “Es un acuerdo entre las partes, Ayuntamientos y RSU, en una situación difícil donde tenemos que contener el gasto público, y es una medida efectiva de ahorro, pero no se debe asociar al despido de ningún trabajador, no se va a despedir a nadie, medida que afecta a menos del 10% de la plantilla, y cuyo acuerdo entre las partes se notificó tanto al comité de empresa como los trabajadores afectados, el 11 de febrero”, añade.

Y en el posterior turno de preguntas, Peláez dejó claro que la bajada o no de los ayuntamientos de su tasa de basura en función de la prestación del servicio corresponde a los ayuntamientos y no al RSU.

Retos e incertidumbres del futuro. “No se piensa en despedir a nadie y quien diga lo contrario es falso”

Apuntaba Peláez como en este contexto de crisis económica y social, es cierto que el Consorcio RSU y RSUSA tiene que enfrentarse a una serie de retos a corto y medio plazo, para mantener su calidad en el conjunto de la estructura. Vamos a firmar con la Consejería de Agricultura un convenio de 5, 3 millones de euros para mejorar nuestras instalaciones en la planta de Almagro, que nos ha costado muchas reuniones y esfuerzos”.

Y en este contexto “tenemos un reto importante que empresa y trabajadores compartimos, y es la inquietud e incertidumbre por el Anteproyecto de Ley de Sostenibilidad de la Administración Local, que puede llegar a afectarnos. En Consejo de Ministros se dio el visto bueno a este anteproyecto, que está sujeto a modificaciones varias ante distintos organismos como Consejo de Estado, etc, y luego tendría que volver al Consejo de Ministros, para después iniciar el trámite parlamentario propiamente dicho”. La idea de la empresa es que las cosas permanezcan tal y como están, “somos una empresa viable y técnica, y si tenemos que luchar con el conjunto de administraciones a la hora de enmendar el anteproyecto para que no nos afecte, así lo haremos, para defender los intereses de nuestra empresa pública. Después de ver el borrador definitivo que salga tras el trámite parlamentario, veremos cómo nos afectan y las decisiones a tomar”, añadía Peláez.

Dejar claro que, “independientemente de lo que ocurra con la futura Ley de Corporaciones publicas, nuestra intención es que RSUSA siga siendo pública, tenemos retos e iniciativas nuevas para el futuro. No estamos pensando en ningún tipo de despidos, aunque estemos estudiando a largo plazo, nuevos sistemas de recogida como el de carga lateral. Todas nuestras actuaciones futuras, conllevan un estudio de viabilidad técnica y económica que no pasan por despedir a nadie, así que quien diga lo contrario es falso” afirmaba el presidente del RSU.

Son momentos de sumar y colaborar y no de restar

Acababa Nicasio Peláez con una reflexión muy personal, “estamos en un momento complejo y delicado, debido a la crisis. Y lo que más nos interesa a la empresa es garantizar las nóminas del conjunto de trabajadores así como seguir prestando un servicio de calidad. Buscar la viabilidad técnica y económica de la empresa, y pensar en el futuro, son momentos de sumar y de colaborar y no de restar”. A preguntas de los informadores, volvió a insistir que la empresa siempre hemos estado abiertos al diálogo y a escuchar, “como siempre, pero si siempre hablamos de lo mismo, los intereses generales de la empresa, una empresa que funciona con normalidad, rehuyendo cualquier interés particular y personal”. Y en respuesta a otra pregunta, dejaba claro como “no es cierto que las decisiones de contrataciones se hagan dentro del Consorcio RSU con criterio clientelista. Cuando comenzamos esta legislatura, la asamblea que representa a 92 municipios y la Diputación decidió por consenso que hubiera dos incorporaciones los directores de área de Asuntos Generales y del área de Calidad, en todo momento refrendado, y son de las personas cuyos salarios menos están recibiendo”.