Miércoles, 12 Agosto 2020
A+ R A-

Hemeroteca Años

Javier Artiñano dedica su homenaje a los compañeros de profesión, “Especialmente a Vitín Cortezo”

  • Publicado el Viernes, 27 Julio 2012 00:10

Calatrava en escena Patio

Instituciones y personalidades del mundo del espectáculo acompañan al escenógrafo y figurinista en el Corral de Comedias de Almagro

A las ocho y media de la tarde, tal y como estaba previsto, del brazo de Natalia Menéndez y al son de la banda sonora de El gato pardo, el escenógrafo y figurinista Javier Artiñano accedía al Corral de Comedias de Almagro para recibir un íntimo y caluroso homenaje por sus más de cuatro décadas dedicadas por completo a la escenografía y al figurinismo en teatro, cine y televisión.

 

“Siempre he dicho que esta profesión no está lo suficientemente apreciada, aunque los últimos reconocimientos que estoy recibiendo y los numerosos premios que me han otorgado a lo largo de mi vida me quitan la razón”, confesaba un emocionado y agradecido Artiñano quien no dudó en “hacer extensible este homenaje a todos mis compañeros, especialmente a Vitín Cortezo”.

Al acto-informa el Festival- acudieron personalidades del mundo del teatro como los directores de escena Fernando Méndez-Leite y Juan Carlos Pérez de la Fuente; el dueño de la sastrería Cornejo, Humberto Cornejo; y las actrices Fiorella Faltoyano y Mónica Randall, quien confesó que “sería capaz de volver a hacer teatro sólo porque Javier me vistiera”. También asistieron autoridades como el Director General de Cultura de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Francisco Javier Morales Hervás; la Subdirectora general de Teatro del INAEM, Cristina Santolaria y el Alcalde de Almagro, Don Luis Maldonado.  

Artiñano, fundamental figurinista

Formado en la Escuela Superior de Bellas Artes de San Fernando y en la Escuela de Artes Decorativas, donde se especializó en escenografía y figurinismo, destaca desde hace años en la escena nacional como auténtico conocedor del figurinismo, tanto en su concepción más universal como en la que hace referencia al Teatro Clásico, campo en el que es auténtico maestro.

Comenzó a trabajar en 1968 con el grupo teatral Los Goliardos donde realizó su primer trabajo profesional como diseñador de vestuario en La hora de la fantasía, de Anna Bonacci. Se iniciaba, entonces, una amplia, reconocida y dilatada trayectoria, en la que destacan cientos de figurines teatrales para clásicos como La verdad sospechosa, de Ruiz de Alarcón; El Alcalde de Zalamea, de Calderón de la Barca; Don Juan, de Molière o La serrana de la Vera, de Luis Vélez de Guevara. Tras el escenario ha colaborado con directores de la talla de José Luis Alonso de Santos, J. Carlos Pérez de la Fuente, Alfonso Zurro, Gustavo Pérez Puig, Sergi Belbel, Ernesto Caballero, o los ya fallecidos Manuel Collado, José Osuna, Jean Pierre Miquel y Fernando Fernán Gómez.

Su talento y prestigio no solo en el teatro, sino en el cine y la televisión de este país, ha sido reconocido en numerosas ocasiones recibiendo galardones como el Premio Goya en seis ocasiones; el Premio MAX por su trabajo en Madre el drama padre; el premio Butaca del Público de Barcelona en 2003, por Sábado, domingo y lunes, y en 2010, siendo homenajeado por el Festival de Cine de Málaga.