Jueves, 16 Julio 2020
A+ R A-

Hemeroteca Años

La Universidad Popular de Almagro: 30 años de formación, cultura y punto de encuentro

Universidad Popular

El alcalde de Almagro, Luis Maldonado, elogió el trabajo de los monitores, directores y de todas las personas que han contribuido a que la UP haya cumplido treinta años y que sea el referente cultural y formativo que es hoy en Almagro.

La Universidad Popular de Almagro ya tiene 30 años. El 4 de abril de 1984, el Almacén de Fúcares, sede también en la actualidad, abrió sus puertas por primera vez como centro formativo, cultural y de encuentro de almagreños de todas las edades. No nació sola y aislada. Antes de la UP de Almagro- como se le conoce popularmente- , había nacido una decena más en el resto de año como el mismo objetivo: promover la participación social, la educación y la formación en todas sus vertientes- lúdica, técnica, literaria, musical, de tradiciones…. Y ahora son más de doscientas en toda España.

30 años después, la institución municipal en Almagro continúa con el mismo proyecto de base de desarrollo cultural, aunque eso sí adaptado al devenir de los tiempos.” Sigue muy viva”, como expresaron y coincidieron las personas que intervinieron en el acto central de conmemoración del 30 aniversario y lo demuestran las más de mil personas que pasan cada año por la Universidad Popular. Un logro conseguido gracias “a los monitores, a los alumnos, a los directores, a los conserjes y a los alcaldes y concejales, quienes unos tras otros han sabido mantener vivos los objetivos de la UP a pesar de las dificultades y han mantenido el entusiasmo y el buen hacer”, dijo la actual directora de la Universidad Popular de Almagro, Rosa García.

De entusiasmo y ganas de poner en marcha un proyecto de cultura participativa también habló la que fuera su primera directora y fundadora, Encarnación Asensio: “Como todos los inicios no fueron fáciles, pero la ilusión derriba grandes muros”. Y así, unidos políticos y “un grupo de jóvenes en los que nos encontrábamos en lo que hoy llaman paro decidimos conformar un equipo de trabajo para colaborar con el Ayuntamiento en la puesta en marcha de la UP como bien cultural municipal, Esteban, Alejandro, Carmelo, María Ángeles… Era un proyecto pionero. Solo Gijón, San Sebastián de los Reyes o Cáceres lo habían puesto en marcha.

La actual coordinadora de Cultura del Ayuntamiento de Almagro también transmitió su cariño a la institución que vio nacer, “Fue mi primer trabajo (…), el primer amor nunca se olvida” y compartió sus recuerdos sobre todo del comienzo en 1984, de las horas vividas con los primeros profesoras y profesores de educación básica de personas adultas, Tere, Miren, Mª Nieves, Pedro, Francisco y Montse, que impartieron durante años una formación tan básica como enseñar a leer y a escribir a hombres, pero sobre todo a mujeres que por el hecho de serlo fueron apartadas de la escuela desde muy pequeñas y que gracias a ellos y a la Universidad Popular obtuvieron el graduado en educación general básica.  Especial recuerdo  a los monitores que entonces eran su equipo,  “especialmente a Victorina, que puso a disposición todo su conocimiento y entusiasmo, enseñando a cientos de niñas a hacer encajes. A  las dos Luisas, la de corte y la de baile, Mercedes, Pepe González y Barba, Juana, etc”.

Reconocimiento al  equipo de gobierno municipal

Encarnación Asensio no quiso pasar por alto, durante su intervención, el esfuerzo del actual equipo de gobierno municipal que mantiene la  UP como plataforma de participación ciudadana. “A nuestro Concejal de Cultura y Educación Genaro Galán por su infatigable labor al frente de la Concejalía, por el valor que le otorga a la educación  y a la cultura, en concreto por el cariño que demuestra, día a día, a nuestra Universidad Popular (…) y a nuestro alcalde Luis, le está tocando salvar, tal vez, el peor momento de estos 30 años de historia de la Universidad Popular, dotándola de continuidad. Quedará en la historia de nuestro pueblo, como el alcalde que fue gran mecenas y  pregonero de la cultura de Almagro… en tiempos de crisis y sin dinero”.

Finalizó su intervención con dos deseos para el futuro de la Universidad Popular, “uno sería su continuidad  apoyando iniciativas y demandas ciudadanas. Y mi segundo deseo, es que los políticos recuerden que la U.P. no puede ni debe ser, nunca más, uno de sus caballos de batalla para dirimir disputas políticas, que han de llevarse a cabo en otros foros”.

A continuación, la vicepresidenta del consejo provincial de Universidades Populares, Loren de la Calle leyó la carta enviada por el presidente de la Federación Española de Universidades Populares, Juan Andrés Tovar, en la que destacó el papel de las Universidades Populares “han demostrado ser y son en la actualidad una excelente herramienta de promoción de la educación de personas adultas, que a través de la formación y la cultura han conseguido llegar a toda la ciudadanía en cientos de lugares donde, como en Almagro, la Universidad Popular ha logrado dinamizar la vida educativa y cultural de su municipio y mejorar la calidad de vida de miles de personas que han tenido la fortuna de tener en sus pueblos y ciudades una Universidad Popular como la vuestra garantizando el derecho a aprender que tienen todas las personas a lo largo de sus vidas”. 

Intervención de monitores y alumnos

En el acto no podía faltar una representación de los monitores y alumnos. Almudena, Carmelo y Elena- profesores de gimnasia, restauración e idiomas- compartieron su experiencia y sus vivencias con el público asistente que llenó el patio del Almacén de Fúcares. Años valorados por los tres monitores como muy positivos, con muchas satisfacciones se pueden resumir con las palabras de Almudena Hervás que empezó a ser parte de la Universidad Popular en el verano de 1984 “estoy orgullosa y realizada por haber prestado mi trabajo a tantas y tantas personas que han pasado por mis cursos (…) es una gozaba observar que tu trabajo llega y genera cambios en los alumnos”.

En representación de los alumnos, hablaron cuatro mujeres porque al igual que los inicios de la Universidad Popular de Almagro, la mayoría de las participantes de los cursos y talleres sigue siendo mujeres. Rosa Pilar, Alicia, Paqui y María Sinaita son una muestra de la variedad de alumnado que aprende en la UP. Unas llevan desde sus comienzos unidas a la institución municipal, primero como madres que llevaban a sus hijas a danza, después como alumnas y ahora como alumnas y abuelas que acompañan a sus nietas también a las clases de baile. Otras llegaron como alumnas hace décadas y aún siguen y otras llevan solo meses pero encantadas de formar parte de la familia de la UP en la que han encontrado un grupo de amigos, un punto de encuentro para hablar, reflexionar y aprender y sobre todo de divertirse como también lo hizo el público que asistió al acto conmemorativo con la intervención de María Sinaita que narró su “hazaña”, anécdota de hace unos pocos  días que hizo reír a carcajadas y deja constancia del lugar de encuentro y amistas de la Universidad Popular almagreña. “La UP es y ha sido algo importante en mi vida ya que no solo me ha ayudado a que practique un deporte, me ha permitido conocer a muchas personas y compartir con ellas momentos muy buenos”;  “gimnasia de mantenimiento, pilates, informática, aula de historia… ¿qué me ha aportado la UP? Mucho. Me ha restaurado (físicamente), vine echa una pena…(…) La Up es un lugar estupendo, es un centro de acogida y diversión; “pido un aplauso para los monitores que además de la formación sobre todo crean unos lazos de amistad y de convivencia que todas valoramos mucho”, resumen las intervenciones de los participantes que hablaron en el acto conmemorativo institucional.

El acto continuó con la presencia del concejal de Cultura, Genaro Galán, que resaltó el papel que desempeña la UP en Almagro: “Es y fomenta la formación individual, la creatividad, el desarrollo de habilidades…   es una universidad que se está aprendiendo toda la vida”. Galán también tuvo palabras de agradecimiento hacia todas las personas que han contribuido con su esfuerzo a mantener viva la llama de esta institución que “es todo un ejemplo de convivencia y de actividad cultural del que todos debemos sentirnos orgullosos”. El alcalde de Almagro, Luis Maldonado, fue el encargado de cerrar el acto institucional. Maldonado dijo que el secreto del éxito de la Universidad Popular en Almagro es que “alcaldes, concejales… que hemos tenido responsabilidad sobre ella, hemos dejado trabajar a los profesionales” y se ha quedado fuera de las luchas políticas (…) la cultura debe estar fuera de las disputas políticas”. También el primer edil compartió recuerdos de las primeras semanas de la mujer, de la Historia, y como la UP ha conseguido que se mantengan tradiciones y que no se pierda como el encaje de blonda y ahora la Universidad Popular es el reflejo de la sociedad almagreña. Y agradeció el trabajo realizado por monitores, equipos directivos, alumnos y de personas que han convertido la UP en lo que es hoy: “Estoy convencido que nos esperan otros treinta largos años, muchas gracias”

Un video con imágenes de cursos, talleres y personas que han formado y forman parte de la UP puso fin a este acto conmemorativo del 30 aniversario de la fundación de la Universidad Popular en Almagro, un lugar donde “siempre hay una oportunidad para aprender, aprender a hacer, aprender a ser, aprender a convivir”. *Ver imágenes*