La Real Hermandad de la Soledad se viste de gala

Momento de reunión de los hermanos de la Soledad en el Teatro Municipal

A la presentación de la reforma de la Casa de Hermanad acudió una variada representación de colectivos de Almagro

Con la caída de la noche del sábado en Almagro la Casa de Hermanad de la Real Hermanad de Ntra. Sra. de la Soledad y Santo Entierro de Almagro se convirtió en el lugar de reunión del sentimiento cofrade almagreño, ya que los hermanos de la Soledad pudieron asistir a la bendición y presentación de la reforma de estas instalaciones que lucieron sus mejores galas “tras gran cantidad de trabajo y esfuerzo” como comentó Juan Carlos Cañizares, presidente de esta hermandad de tanta tradición en Almagro.

 

A este acto de presentación asistieron diversos presidentes y representantes de las diferentes hermandades y cofradías de Almagro, además de representantes del consistorio almagreño, con Luís Maldonado, alcalde de Almagro, a la cabeza para el cual “es un orgullo y una alegría tener un patrimonio cultural y de devoción tan importante en nuestra localidad”.

 Asistentes a la reunión en el Teatro MunicipalSon muchas y diversas las obras acometidas destacando la nueva sala de reuniones en la planta superior, además de la instalación de una serie de sistemas de iluminación que facilitan la entrada de luz natural a la casa hermandad “representando una gran satisfacción y alegría, dando por buenos los momentos de dificultad a la hora de llevar a cabo esta reforma” según comentó Cañizares.

Tras un reparador café con pastas los asistentes a este acto de bendición de las nuevas instalaciones se dirigieron al Teatro Municipal de Almagro, lugar donde continuó esta jornada de hermanada con un concierto a cargo de Kim Amps, deleitando al público asistente con varias piezas líricas de gran belleza. Seguidamente los protagonistas fueron el Batallón de Helicópteros Bhela 1 de Almagro que fue nombrado Hermano de Honor además de homenajear al hermano José López Linares. Sin duda un broche de oro para una jornada en la que la Real Hermandad de Ntra. Sra. de la Soledad y Santo Entierro de Almagro puso un punto y seguido en su larga historia de tradición cofrade en la ciudad encajera.