Almagro recuperó su tradicional desencajonamiento

Desencajonamiento

Ocho toros del Marqués de Quintanar ya aguardan en los corrales de la Plaza de Toros de Almagro

 

Este viernes se recuperó el tradicional desencajonamiento o “desencajonada”, como se había anunciado en los carteles, de la Feria Taurina de Almagro. Aunque con un procedimiento diferente al utilizado habitualmente, los ocho toros del Marqués de Quintanar presentados por la empresa fueron expuestos a la afición, recuperando así una de las tradiciones más anheladas por los aficionados de la localidad. Uno a uno fueron bajando del camión que los había transportado desde la finca El Quintanar, en la ciudad de Segovia, accediendo al ruedo por la puerta grande, ya que las dimensiones del camión no hacían posible su acceso al ruedo.

Así pues los toros de nombre Cirio, Lamioso, Fisgón, Feote, Colegial, Loreñito, Buzonero y Burlosillo, todos ellos nacidos en junio de 2014 y con procedencia Núñez (vacas) y Domecq (sementales), tomaron los bueyes sin mayores problemas y siguieron el camino de los corrales tras unos minutos en el ruedo. Su lidia correrá a cargo de Finito de Córdoba en su regreso a Almagro, David Mora que reaparecerá tras su reciente cornada en Socuéllamos, y Antonio Nazaré, nuevo en esta plaza. La corrida dará comienzo a las 7 de la tarde. Al día siguiente se anuncian reses de Ruiz Meléndez para los rejoneadores Raúl Martín Burgos, Óscar Mota y Víctor Losa.

*Ver imágenes*