La presidenta del Gobierno de Castilla-La Mancha visita la carretera que une Bolaños-Almagro y la fábrica Glicerio Chaves

Huertos Ecologicos

El alcalde de Almagro, Luis Maldonado, destacó que el proyecto de la carretera es un ejemplo de cómo se debe gestionar el dinero público

La presidenta del Gobierno de Castilla-La Mancha, María Dolores Cospedal ha visitado hoy la nueva carretera CM-4124 que une Almagro-Bolaños de Calatrava en la que se han llevado a cabo obras de mejora y conservación por valor de casi dos millones de euros y que da cobertura a un área urbana de 21 mil personas. Acompañada de las dos corporaciones municipales, Cospedal ha recorrido los siete kilómetros de esta vía que soporta una densidad de tráfico de casi 7.000 vehículos diarios, superior a otras carreteras de la región con una media de mil vehículos. La presidenta del Gobierno autonómico ha destacado y agradecido el trabajo realizado por la Consejería de Fomento “la gran capacidad técnica y económica para poner en funcionamiento un proyecto que estaba parado”, un reconocimiento que también ha trasladado a los Ayuntamientos de Bolaños de Calatrava y Almagro “por la colaboración que han realizado junto a la Junta de Comunidades”.

Para la realización de esta actuación viaria, el Gobierno regional redactó un proyecto modificado de esta obra que recogía una nueva solución técnica acordada con los alcaldes de ambas localidades, lo que permitió el reinicio de estos trabajos. El trazado inicial de esta carretera sobre la que circula un siete por ciento de vehículos pesados tenía problemas, por lo que se consideró oportuna su mejora, algo que ocasionó un retraso en el plazo de finalización de las obras pero no el incremento del precio inicial previsto.

Por su parte, el alcalde de Almagro, Luis Maldonado, en primer lugar, agradeció a la familia Chaves que “nos han dejado su casa para realizar el acto institucional”. Maldonado destacó que el proyecto de la carretera es un ejemplo de cómo se debe gestionar el dinero público, “con absoluto consenso de las tres administraciones implicadas, escuchando las demandas de los dos ayuntamientos y de sus vecinos y con el presupuesto sin modificar se ha mejorado sensiblemente el proyecto inicial teniendo en cuenta las infraestructuras laterales afectadas y destinando la mayoría del presupuesto a lo más importante la seguridad”. En esta misma línea, el alcalde de  Bolaños de Calatrava, Miguel Ángel Valverde, resaltó el trabajo de conjunto realizado entre las tres administraciones, así como la mejora en relación a la seguridad.

Después de atender a los medios de comunicación, la presidenta de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha ha visitado la fábrica de muebles Glicerio Chaves Hornero. María Dolores Cospedal ha conocido de primera mano cómo funciona esta fábrica familiar en la que trabajan algo más de trescientas personas en la fabricación de muebles especializada en dormitorios juveniles y matrimonio moderno. *Ver algunas imágenes*