Miércoles, 26 Junio 2019
A+ R A-

Hemeroteca Años

Algunos datos históricos sobre la capilla de Santa Ana, conocida como de los Orduña en el monasterio de la Encarnación de Almagro

  • Publicado el Viernes, 18 Noviembre 2016 15:40

Capilla

Arcadio Calvo Gómez, cronista oficial de Almagro

El sábado 29 de octubre en la iglesia del monasterio de la Encarnación, la restauradora Raquel Racionero Núñez impartió una muy interesante y enriquecedora conferencia sobre las pinturas de la bóveda y testero de la capilla de los Orduña. Pinturas que se vienen atribuyendo a la famosa saga de pintores italianos Peroli, que como se sabe, también intervinieron en la decoración mural del palacio del marqués de Santa Cruz en la localidad ciudadrealeña de Viso del Marqués.

En su ponencia, Racionero puso en valor la calidad excepcional de las mismas “un tesoro” que los almagreños debemos tener en estima. También quiso sensibilizar a los asistentes del mal estado en que se encuentra la obra en general con necesidad de intervenciones urgentes: desprendimientos en el conjunto por efecto de humedades y otros agentes, pérdidas, degradación cromática etcétera. Al parecer, se ha acudido a instituciones estatales para obtener alguna subvención para su restauración pero dada la miopía y sordera manifiestas, la restauradora y la priora del convento animaron a los asistentes al acto a colaborar económicamente en lo que cada cual pueda. La asociación cultural Almágora, promotora de esta iniciativa, está llevando a cabo algunos actos con el fin de recabar fondos para tan loable finalidad, pero los ingresos por estas actividades no son suficientes para costear la obra por lo que es necesario el apoyo económico de todos los almagreños para llevar a término este encomiable proyecto.

Hace años, en un lugar de La Mancha -cuyo nombre todos conocemos- alguien se inventó un patio de comedias que costó sabe Dios los millones (si se sabe) en su nueva edificación. Con ese despilfarro se desatienden las necesarias obras de conservación de monumentos históricos de varios lugares de nuestra región. Entre ellos, esta capilla, que comparando lo invertido en la anterior obra es insignificante la cuantía presupuestaria. La asociación cultural Almágora se ha marcado un reto importante en este proyecto, seguro que lo conseguirá. Otro reto notable es ir actualizando sin complejo alguno los nuevos datos que se van incorporado a la historiografía almagreña de investigaciones con autenticidad documental.

Breves noticias de la capilla de los Orduña (Santa Ana)

Por tradición esta capilla conocida como de los “Orduña”, documentalmente consta con el nombre de Santa Ana (1). Es probable que su fundación pueda atribuirse a Juan de Orduña y Vidaurre, presbítero, clérigo de corona y grados. Capellán mayor de las monjas comendadoras de Calatrava, con las que mantuvo cierto pleito por pretender estas religiosas destituirlo del cargo en 1604 (2) De los linajes Orduña y Vidaurre o Bidaurre de origen vasco, se tienen noticias en Almagro desde mediados del s. XVI. Referente al primero resulta de menor notoriedad en los documentos que Vidaurre. Posiblemente, el linaje Orduña se agotase en Almagro y es probable (esto es una hipótesis) que la fundación pasase a la línea materna del fundador, dado que encontramos que la capilla en el siglo XVII ya se conocía como de los Vidaurre con el escudo de las armas familiares en el remate de la verja. En 1769 tenemos noticia de ello por los informes que presentan al Rey los dos caballeros de la Orden enviados por el Consejo para averiguar las calidades del almagreño Pedro Manuel Jijón que solicita un hábito de la Orden de Calatrava. En el mismo, se nombran a los anteriores poseedores del patronato que fueron antepasados familiares de Pedro Manuel (3).

… A los pies de la iglesia lado del evangelio contiguo al choro de dichas religiosas hay una capilla mediana propia de la expresada familia de los Vidaurre de la que cierto patronato en ella fundó y es actual poseedor don Pedro Manuel Gijón Vidaurre la cual tiene el título de capilla de la Señora Santa Ana y se hallan unas verjas de hierro bastantes grandes con puertas de la misma calidad y en la coronación de ellas ai un escudo redondo de armas reducido a dos cuarteles sobre campo dorado dividido al través de una barra negra y en el uno que es en la parte de arriba se registran dos árboles como cipreses que cruzan sus pies dos lebreles negros y en el de debajo san Antonio Abad; orlado dicho escudo de ocho aspas doradas en campo negro y entre este otras tantas cruces de dicho san Antonio y todo adornado de talla de hierro.(3)

La capilla fue heredada por parientes de diferente grado entre ellos Antonio Vidaurre y Orduña (¿primo del fundador Juan de Orduña?), escribano de comisiones y regidor perpetuo de Almagro casado con Gerónima Andicana con domicilio en la calle de Madre de Dios que va a la “puerta de Bolaños”, que en su testamento en veintiuno de agosto de 1698 manda ser enterrado en su “hueco”. Siguiendo su hija Ana María Vidaurre y Andicana contrayendo matrimonio en San Bartolomé el Viejo en 1676 con Pedro Gijón del Castillo (4). En su testamento de dos de febrero de 1713 pedía ser enterrada en esta capilla como poseedora del patronato de misas que dejó su tío Juan de Orduña en la misma (5)

Su hijo Gabriel Francisco Javier Gijón Vidaurre, por su testamento de veintiséis de febrero de 1728, pide ser sepultado en el mismo lugar, “mando que cuando la voluntad de Dios fuere servido llevarme desta presente vida, mi cuerpo sea sepultado en la capilla de la Señora Santa Ana sita en la iglesia del Convento de Monjas dominicas de esta villa que me pertenece legítimamente” (5)

En 1769 Pedro Gijón Vidaurre, caballero de la Orden de Calatrava, teniente del regimiento de caballería del Infante, hermano del anterior era el patrono de la capilla de Santa Ana (5). Que se sepa, este fue el último poseedor de la histórica capilla. Queda abierta la investigación.

(1)En la obra de Bernardo Portuondo (Catálogo monumental artístico-histórico de la Provincia de Ciudad Real) viene publicada la fotografía que adjuntamos en la que se aprecia el altar y el arranque de las columnas del retablo, entre estas se aprecia parte de un lienzo que posiblemente sería una pintura alusiva a la titular de la capilla. Otro destacable detalle del altar es el frontal de azulejos talaveranos con una pequeña imagen de san Miguel. También observamos una hermosa reja de hierro; esta, con su igual que existió en la contigua capilla de San Juan Bautista(6), se encuentran actualmente en las naves menores de la parroquial de Madre de Dios.

(2) Archivo Histórico Nacional Judicial de Toledo,leg.37040

(3) H.H.N.OO.MM. Expediente de pruebas para el hábito de Calatrava de Pedro Manuel Dámaso Jijón Davancasa Bretón y Vidaurre, natural de Almagro año 1769, exp.1320, microfilme,pos.671.

(4) La familia Gijón era propietaria de la capilla de Santa Bárbara en la parroquial de Madre de Dios)

(5) Expediente para ingreso en la Orden de Santiago de don José Checa y Gijón.O.O.M.M.2343

(6)La capilla de San Juan Bautista, fue fundación de doña María de Buelba (Huelva) viuda de Juan Bautista de los Reyes, alférez mayor y regidor perpetuo de Almagro. Testó en cinco de junio de 1600, ante Baltasar o Juan Calderón escribano de Almagro A.H.P. de Ciudad Real leg.1824.