El historiador Francisco Asensio presenta un libro sobre las fábricas de conservas de berenjenas en el Campo de Calatrava

El historiador Francisco Asensio presenta un libro sobre las fábricas de conservas de berenjenas en el Campo de Calatrava

La publicación profundiza en la industrialización en La Mancha a través de las fábricas de conservas de vegetales que comenzaron a finales del siglo XIX y principios del XX.

El historiador el almagreño Francisco Asensio ha presentado su último libro: Industrialización en La Mancha: las fábricas de conservas vegetales en el Campo de Calatrava. Un estudio detallado del proceso de creación y puesta en marcha de las fábricas conserveras a finales del siglo XIX y principios del siglo XX.

Asensio ha explicado que la publicación surgió tras buscar información sobre la berenjena de Almagro para una mesa redonda en la que había sido invitado como historiador en la I Feria de la Berenjena que tuvo lugar en 2015. En este momento se dio cuenta que no había ningún documento anterior al siglo XX en el Archivo Histórico Municipal cuando el producto es conocido desde la Edad Moderna y de la escasa información sobre el cultivo de la berenjena no solo en Almagro sino en Castilla-La Mancha.

Así comenzó una investigación que ha dado sus frutos en este libro publicado por editorial Almud en la colección Biblioteca Añil. En seis capítulos el autor, partiendo de los orígenes de la industria conservera de vegetales en España y haciendo una parada en las fábricas conserveras de La Mancha, cuenta cómo se formaron y se crearon las fábricas de conservas de vegetales en la Comarca del Campo de Calatrava y, especialmente, en Almagro, municipio vinculado a una variedad autóctona de berenjena por la que hoy es conocido en el mundo entero.

Asensio hace un recorrido desde el origen y tradición de las berenjenas de Almagro, desde los primeros conserveros del Campo de Calatrava como Sixto Lozano Galiano, haciendo hincapié en los años 60, periodo de mayor auge de las fábricas de berenjenas hasta la actualidad con la Indicación Geográfica Protegida (IGP)Berenjena de Almagro,

Además, el autor ha incluido un recetario de elaboración de berenjenas de distintas personas para que el lector descubra cómo el mismo producto, se elabora con distintas técnicas, incluso con los mismos ingredientes. También recoge documentos, fotos, planos, etiquetas y artículos relacionados con la berenjena de Almagro.

La presentación del libro ha contado con la presencia del alcalde de Almagro, Daniel Reina que ha destacado el papel tan importante de las fábricas de berenjenas en Almagro, sustento económico y generador de empleo de muchas personas en la localidad. “Ha sido pasado y debe ser presente”. En este punto, Reina se ha referido al campo como también un sector muy importante en el municipio con más de 20.000 hectáreas dedicadas al cultivo. El edil ha dicho que Almagro necesita más gente como la familia Malagón que apueste por la industria transformadora de productos agrarios, como valor añadido y no se venda a granel.

En la mesa de presentación también ha estado Vicente Malagón Abad, decano de los conserveros del Campo de Calatrava, uno de los primeros almagreños que comenzó el camino hacia nuevas formas de producir y envasar las berenjenas por los años 60 y su hijo Vicente Malagón Sanroma, ahora secretario de la Indicación Geográfica Protegida de la Berenjena de Almagro que ha expuesto de manera sencilla y clara la actual situación por la que atraviesa el sector en la comarca de la IGP Berenjena de Almagro, su problemática y sus retos. El prologuista, el periodista Francisco Martínez Carrión ha sido el conductor del acto que ha tenido lugar en el palacio de los Condes de Valdeparaíso.